Burbujas para todos los gustos

Burbujas para todos los gustos

diciembre 10, 2013
Bebidas

 

Nuestro Sommelier recomienda vinos espumosos poco conocidos para estas fiestas.

 

(*) Por Roberto Colmenarejo

Después de un año sumamente intenso llegan las celebraciones de fin de año, así que todo el mundo ya está pensando en el menú navideño y las bebidas que lo acompañarán. Los vinos efervescentes son sinónimo absoluto de celebración, de reunión familiar, de juntada con amigos, de buenos momentos compartidos…

El mercado argentino ofrece una inmensa variedad de opciones para hacer “chin-chin”.  Para estos primeros días de diciembre las góndolas de los supermercados rebosan de estas etiquetas, con marcas renombradas y de alta calidad.

Sin embargo, por fuera de las “grandes casas” existen además bodegas más pequeñas -y  menos masivas- que es interesante conocer, pues elaboran espumosos particulares y de impecable factura. Preparando los brindis que se vienen, aquí seis espumosos sumamente originales:

Maipe Brut NV ($50): ¡Qué bueno es poder disfrutar de un vino joven y chispeante, en un precio tan acomodado! Un producto elaborado por bodega Chakana, con un corte clásico de uvas Chardonnay y Pinot Noir, obtenido por el método charmat -segunda fermentación en tanques-. Amable y refrescante, tiene aromas frutales diáfanos -cítricos,  manzana verdes-. En boca se comporta ligero y veloz, de cuerpo medio, buena acidez y correcta persistencia para el rango. ¡Para brindar y brindar, sin muchos pesos gastar!

Cruzat Clásico Demi-Sec NV ($90): Históricamente, los espumosos dulzones no han tenido “buena fama”, seguramente por la baja calidad de algunos productos de antaño. No obstante, cuando uno se anima y prueba hoy en día un demi-sec elaborado por una bodega prestigiosa y la mano maestra de un experto como Don Pedro Rosell, descubre una bebida extremadamente versátil para disfrutar en variadas ocasiones. Este vino efervescente tiene aromas y sabores frutados nítidos (peras, manzanas, ciruelas ácidas), suave y agradable dulzor -perfectamente balanceado por la notable acidez- y burbujas pequeñas. Será excelente como aperitivo, pero también noble escolta de postres y dulzuras navideñas. ¡Vale la pena probar algo distinto!

Alpaca Brut Nature NV ($97): No es usual encontrar vinos espumosos en las agrestes tierras del Noroeste Argentino; aunque buscando un poco siempre hay algún producto singular y de edición limitada, como esta rareza vinificada por Pancho Lavaque y José Luis Mounier en Cafayate (Salta). Está elaborado por el método champenoise -segunda fermentación en botella- con un atípico blend de uvas norteñas de las variedades Pinot Noir, Chardonnay y Torrontés. Al llevarlo a la nariz tiene una buena complejidad, con reminiscencias florales y frutales. En la boca es vivaz y fluido, bien seco y de marcada acidez natural, cuerpo medio, burbuja mediana y larga persistencia. ¡Peculiar espumoso salteño, que no dejará indiferente a quien lo deguste por primera vez! 

Las Perdices Nature (sobre borras) NV ($115): Un espumoso sumamente atípico, pues se presenta con tapa corona y sin haber sido “degollado” (es decir, sin que se le hayan quitado las lías -levaduras muertas- remanentes del proceso de elaboración). Esto implica una técnica de servicio algo más compleja, pero que nos hará lucir frente a nuestros invitados. La botella debe mantenerse invertida por varias horas mientras se enfría -para que los depósitos se acumulen en la tapa- y luego abrirse rápidamente con un destapador. La presión del gas hará que salga un poco de vino, lo que arrastrará los sedimentos. Al servirlo se presentará levemente turbio, con fragantes notas de pan fermentando, levadura y frutas secas. Al llevarlo a la boca es sabroso, pleno, con fresca acidez, burbuja mediana y una levísima sensación de astringencia producida por las borras. ¡Un producto único, para sorprenderse y sorprender!

Alma 4 Pinot-Chardonnay 2011 ($120): Un vino burbujeante que me seduce por su gran delicadeza y elegancia, muy al estilo de los productos franceses. Un corte clásico de uvas provenientes del Valle de Uco, que se elaboró por el método champenoise y reposó pacientemente 40 meses sobre sus borras. El resultado es un espumoso suave pero muy complejo; con una nariz de aromas frutales frescos y de panadería (levadura, pan tostado, brioche). Al probarlo es fluido y de refrescante acidez, con un “perlage” fino y sutil que produce una exquisita sensación “cremosa” en la boca, sosteniendo una grata persistencia. ¡Para beber varias copas, con extremada facilidad y gran deleite!  

Brut Xero Rosado Elea NV ($150): Un espumoso rosado con poca presencia en Córdoba, pero que vale sin dudas el esfuerzo de la búsqueda. Está elaborado por Ángel Mendoza y sus hijos, en la pintoresca bodega familiar “Domaine St. Diego” de Lunlunta (Mendoza). Es uno de los pocos exponentes nacionales que aún se realizan por el “método ancestral” (antigua -y dificultosa- técnica que consiste en fermentar y gasificar el vino en un solo paso, siempre en la misma botella en la que saldrá posteriormente al mercado). El resultado es un vino burbujeante de color rosa intenso, con una seductora nariz de frutas rojas maduras y leves toques de levaduras. En la boca es voluminoso e intenso, repite sensaciones frutales, tiene acidez balanceada y burbujas muy agradables. ¡Por su presencia e intensidad, será ideal para quienes gustan de acompañar sus comidas festivas con vinos espumosos!  
Si buscan más espumosos originales, no dejen de leer también: Burbujas diferentes para el brindis y/o Burbujas no tradicionales.

¡Antes de terminar, levanto mi copa y les deseo a todos una Muy Feliz Navidad! ¡Salud!

(*)Sommelier y docente – robertocolmenarejo@hotmail.com
Preguntá en Goulu, Catar SRL y Vinoteca Dvino por estos vinos recomendados.

 

Comentarios

LAS MÁS LEÍDAS