¡Así fue la experiencia de los sommeliers de milanesas!

¡Así fue la experiencia de los sommeliers de milanesas!

agosto 21, 2020
Noticias Generales

 

Convocamos a cinco catadores para que nos dieran su veredicto sobre las milanesas finalistas del torneo de la Semana de la Milanesa 2020.

 

En el marco de la Semana de la Milanesa 2020, organizada por la Municipalidad de Córdoba y Circuito Gastronómico, convocamos por Instagram a los mejores catadores de milanesas de la ciudad, para que vayan y prueben los sándwiches y milanesas al plato que participaban de la final del campeonato de delivery de este 2020.

En esta nota, te presentamos los relatos de cada uno de los sommelier de milanesas que se dispusieron a probar a los finalistas del torneo que eligió a la “Mejor Milanesa de Córdoba”.

Florencia Castro fue a Bodegón del Sur a probar el sándwich subcampeón:

“Desde el momento cero, personal muy cordial y amable. Predispuesto en todo momento. La demora del plato fue mínima (15 minutos). La presentación es hermosa y abundante, ideal para los amantes de los sanguches de milanesa. La milanesa en sí es perfecta, un sabor incomparable: crocante, tierna, sabrosa y ni hablar del tamaño XXL. Se podría pensar que es demasiado grande, pero todos sabemos que es lo que buscamos cuando pedimos un plato como este. Puedo decir que es una de las mejores milanesas que he probado hasta el momento. ¡Felicidades Bodegón del Sur!

El plato estaba perfecto porque el pan era suave y liviano, y no opacaba a ningún sabor, y mucho menos era pura miga (como suele pasar). Tomate y lechuga un clásico, pero que en esta ocasión acompañan perfectamente, faltar en un clásico. El huevo estaba en su punto: jugoso; y el sabor incomparable del aderezo casero, era una nota que no dejaba de resonar en el paladar.

Las papas acompañaban perfectamente, puedo decir que no eran papas congeladas, se notaba eso casero y fresco en cada ingrediente, por hilar muy fino podría decir que les faltaba un poquitito de crocantés, pero como dije, es ya hilando demasiado fino.

A primera vista uno puede pensar que hay demasiada información en el plato, pero en cada bocado te das cuenta que no, que tiene lo justo, el balance perfecto, entre crocante, suave y sabroso.
En aspectos generales todo fue perfecto, desde el servicio hasta el último mordisco.

Muy recomendado para los amantes de las milanesas, no falla. Cumple con todas las expectativas que podrías llegar a tener. Bodegón del Sur, lo mejor de lo mejor”.

La mila de Bodegón.

Guada Simes fue a Panca Güemes, que fue elegido campeón de la categoría sándwich, y este es su relato:

“Desde el primer momento fue muy buena la atención del personal, el ambiente agradable, cuidado y tiene cocina abierta, lo que te permite observar todo el proceso.

Ahora sí, sobre el sánguche de milanesa: con el primer bocado ya se pueden apreciar los ingredientes de primera calidad, desde el pan, tostado en el punto justo hasta la milanesa (doble milanesa por sánguche), súper tierna, con el rebozado perfecto. Los aderezos hacen de este una experiencia que sin dudas es para repetir.

Por último, las papas recién salidas, junto con la mayo casera, le dan el toque especial al plato.
¡Excelente Panca y su equipo! ¡Súper recomendado!”

El sándwich ganador de Panca.

José Colazo fue a El Celta, a probar la especialidad que obtuvo el tercer puesto en milanesa “al plato”. Así lo cuenta:

“Escuché muchas veces hablar sobre El Celta y su fama en materia de mariscos; anoche pude comprobar que dicha fama está bien ganada. La primera opción fue una milanesa de langostinos con una salsa de ananá acompañado de una “mágica” papa brava. La mezcla de texturas y sabores hacen de este plato un festival.

La segunda alternativa era una milanesa de merluza rellena con jamón y queso cuya guarnición es un arroz cremoso con tinta de calamar, una opción un poco más clásica en cuanto a la milanesa pero la guarnición realza de gran manera el plato.
Ambas presentaciones merecen un 10, inspiran a no dejar nada en el plato desde el mismo momento que te lo sirven en la mesa.

Para dar un cierre a mi resumen, para todo amante de la milanesa, la alternativa que ofrece El Celta para salir de las clásicas de todos los días es una gran opción para disfrutar de pescados de la forma que más nos gusta… Empanizado y frito”.

El plato de El Celta.

Belén Vergara pidió por delivery el sándwich de milanesa de Bodegón del Sur y hasta confeccionó su planilla con puntajes:

Puntualidad del Delivery: 9
Packaging: 10
Aspecto visual de la mila: 10
Aroma: 10
Sabor: 9
Textura: 9
Calidad de la materia prima: 9

“El delivery llegó a tiempo. Cuando recibimos la comida, el olor que desprendía era alentador. Hablemos del sándwich: la milanesa sobresalía, el pan (por cierto, riquísimo) se veía tentador, con tomate en rodajas, lechuga mantecosa, huevo frito, jamón y queso tybo y el aderezo de la casa.

Un sándwich para comer con servilletas en mano. La milanesa tenía un apanado excelente. En cuanto a textura, se dificultó apenas para comerlo. La terneza estaba ahí. La textura del queso tybo complementó excelente, porque al estar bien derretido, ayudó a integrar todos los ingredientes. El único inconveniente fueron las papas fritas, la textura no estaba del todo ok, seguramente por el viaje”.

El sándwich de Bodegón.

Facu Ruffinengo probó la milanesa de Strega, que obtuvo el segundo puesto de la milanesa “al plato” y acá nos cuenta su experiencia:

“Después de probar la suprema de Strega, debo decir que tiene muy bien merecido su puesto en el podio. Es necesario remarcar que la primera impresión (generalmente la única que vale) nos aporta una sensación de hogar y calidez, propio de todo lo que uno hace con amor.

Yendo a los detalles, estamos ante una suprema hecha a base de un filete de pechuga de pollo con su medida justa, con una textura consistente pero muy agradable en la boca, con un apanado que muestra que la simpleza enaltece todo, crocante ante la primer mordida, y un despliegue de suavidad que nos lleva a un viaje de placer en cada bocado.

Pocas veces un plato puede prescindir de guarniciones y, a pesar de que este es uno de ellos, viene acompañado de una porción suficiente de papas fritas y ensalada, para poder lograr hermosos matices.

Por si esto fuera poco, este maravilloso menú del bien viene acompañado por tres aderezos que nos llevan a cuestionar si somos merecedores de tanto. Un alioli perfectamente equilibrado, una exquisita mayonesa a base de oliva y un chimi con un touch de picante, como para que toda persona que elija este menú pueda finalizar esta experiencia con una sensación de satisfacción absoluta”.

La mila de Strega.

¿Y vos, ya las probaste?

 

Comentarios

LAS MÁS LEÍDAS