Ya hay trufas en la Argentina

septiembre 7, 2016
Noticias Generales

 

Por primera vez en Argentina se están produciendo trufas, el “diamante negro” de la gastronomía ya que este producto deseado por los grandes chefs se cotiza a más de 1.000 dólares el kilo.

 

Por primera vez en Argentina se están produciendo trufas, el “diamante negro” de la gastronomía ya que este producto deseado por los grandes chefs se cotiza a más de 1.000 dólares el kilo.

La primera producción a gran escala de trufa negra de Périgord en nuestro país se realiza en Espartillar, una localidad de 806 habitantes de la provincia de Buenos Aires, por Trufas del Nuevo Mundo, la empresa detrás de la única plantación a gran escala en la Argentina que en agosto vio nacer su cosecha.

España es el mayor productor de este hongo comestible que en el pasado sólo consumían nobles y reyes por su exclusividad. De la mano de reconocidos chefs, Francia es el mayor consumidor. Y detrás de una ola de países como Australia, Nueva Zelanda y Chile, cinco socios argentinos quieren ser los pioneros de truficultura en el país. Con las Sierras de La Ventana de fondo, uno de los productos más caros del mundo crece desde este año en 50 hectáreas, una superficie donde entran 70 Bomboneras.

“Estamos sacando 400 gramos por hectárea, unas cuatro a cinco trufas según el tamaño. Pero el crecimiento es exponencial: proyectamos unos 40 kilos por hectárea en 2021. Y somos conservadores”, se esperanza Gladys Rodríguez, una de las socias fundadoras de Trufas del Nuevo Mundo.

La trufa es un bien escaso. Hay que esperar años para producir y luego de que el perro trufero hace su magia, el trabajo es puramente artesanal. Hay que sacar trufa por trufa con una pala puntiaguda para no tocar los bordes ni romperla. Se lava con agua, se limpia con un cepillo y se coloca en envases, donde se separan con papeles absorbentes que se van renovando con los días.

Con una inversión inicial de USD 200.000, sin contar el valor del terreno, los socios tienen el 25 por ciento de la empresa, y para el resto fueron en busca de inversores. “Se abrió la participación a través de dos fideicomisos de hasta 150 socios. Por ahora, todos los inversores son argentinos”, asegura Rafael Clarck, asesor de ventas del grupo.

 

Fuente: www.infobae.com

 

 

 

 

Comentarios

LAS MÁS LEÍDAS