Los otros Malbecs

Los otros Malbecs

abril 22, 2013
Bebidas

 

Se celebró en todo el mundo el Malbec World Day y nuestro Sommelier nos sugiere vinos de esta variedad de diferentes provincias.

 

(*) Por Roberto Colmenarejo

“Un pueblo que no bebe su vino tiene un grave problema de identidad”
(Manuel Vázquez Montalbán, escritor y gastrónomo catalán).

El pasado miércoles 17 de abril se celebró en todo el mundo el Malbec World Day, una iniciativa de Wines of Argentina -organismo dedicado al fomento del consumo de vinos argentinos-, para promocionar nuestro cepaje tinto emblemático alrededor del mundo. Este acontecimiento se llevó adelante por tercer año consecutivo, con más de 70 eventos simultáneos en 60 importantes ciudades del planeta combinando degustaciones, comidas, brindis, exposiciones y variadas manifestaciones artístico-culturales.

Decir Malbec suele ser equivalente a decir Mendoza, pues fue allí donde nuestra variedad insignia comenzó su andadura -a mediados del siglo XIX- para llegar a esta etapa de éxito que disfruta actualmente en nuestro país y en casi todo el planeta.

Sin embargo, esta noble uva tinta no se conformó con afincarse en la bella provincia cuyana sino que de la mano de los agricultores y bodegueros se expandió generosamente por toda la geografía vitivinícola nacional, desde Jujuy hasta Chubut; pasando también por Córdoba, La Pampa, Entre Ríos y hasta Buenos Aires. Esto dio lugar a una rica variedad de vinos elaborados con Malbec, que disfrutamos los consumidores locales.
 
Para los que están dispuestos a investigar, aquí les sugiero seis de “los otros malbecs”:

. Santa Florentina Malbec 2012 ($19): Seguramente este no es el mejor Malbec que se elabora en la provincia de la Rioja, pero sí el más sencillo de encontrar y en un precio  muy accesible. Un tinto llano y fácil de beber; elaborado en formidables volúmenes por la Cooperativa Vitivinícola La Riojana, manteniendo siempre una calidad interesante. Sus aromas son frutados y herbáceos directos; ofreciendo un paso por boca ligero y veloz, alcohol moderado y persistencia media. ¡Un Malbec para todos los días!

. Desierto 25 Malbec 2010
($55): Hay que animarse a probar cosas diferentes, para ver hasta dónde puede llegar el Malbec patrio. En este caso con un producto elaborado por la Bodega del Desierto en la localidad de 25 de Mayo (La Pampa). Un tinto de perfil moderno, con la madera todavía presente y dominando un poco el conjunto -quizás por su juventud-; al airearlo también pueden percibirse aromas de frutas maduras y rasgos terrosos. En la boca es un vino fluido, de taninos apenas rugosos y un leve final amargo. ¡Rareza absoluta, que vale la pena probar alguna vez!

. Gérôme Marteau Malbec Barricado en Roble 2008 ($65): La Patagonia suele ofrecer algunas sorpresitas, como este exquisito vino de un pequeña bodega familiar rionegrina. Un tinto sumamente delicado, que el tiempo de estiba ha pulido con sabiduría. La nariz ofrece recuerdos de frutas acidas -ciruelas, moras, cassis- y desecadas -pasas de uva-, más algunas sutiles notas minerales. Al llevarlo a la boca se repiten las sensaciones frutales nítidas; con paso ágil, volumen medio y taninos sedosos que sostienen una persistencia prolongada. ¡Quedan muy pocas botellas diponibles de este vino, así hay que moverse con rapidez si se quiere conseguir alguna para sorprenderse! 

. Aguma Reserva Malbec 2010 ($72): Me ha costado bastante encontrar en San Juan un Malbec que me seduzca; hasta que pude degustar este tinto elaborado por el enólogo Oscar Biondolillo en la árida provincia cuyana. Otro vinos de perfil moderno y bastante goloso, colmado de recuerdos de frutas pasas y mermeladas -bien ensambladas con las intensas notas del roble (vainilla, tostado, caramelo)-. En la boca repite las sensaciones   golosas, con paso sabroso aunque algo cargado, acidez justa y taninos moderados ¡Un exponente destacado de la vitivinicultura sanjuanina!  

. Noble de San Javier Reserva Malbec 2011 ($80): A mi leal saber y entender, el mejor vino elaborado actualmente en Córdoba; además de un excelente ejemplo de todo lo que puede ofrecer nuestra cepa emblemática en terruños aún poco explorados. Un tinto de Traslasierra con notable tipicidad varietal y buena estructura. En boca es jugoso, de perfil frutado y levemente herbáceo; con algunos dejos balsámicos y tostados del roble  en balanceada armonía. De final prolongado y agradable. ¡Una “joyita” local que hay que conocer, aunque haya que cruzarse las Altas Cumbres un fin de semana para visitar la bodega y conseguirlo! 

. Laborum Malbec 2007 ($147): Después de Mendoza, seguramente fue en los Valles Calchaquíes donde la uva Malbec encontró otro terruño privilegiado para desarrollarse y ofrecer grandes vinos como este. Un tinto enjundioso pero elegante; con la impronta aromática del Noroeste a flor de piel (notas terrosas, especiadas, mentoladas y de frutas maduras), más delicados trazos lácticos y ahumados aportados por el roble. En la boca es intenso, sabroso, levemente picante, de paso lleno, acidez moderada y taninos firmes pero bruñidos por los años pasados en la botella. ¡Un destacado ejemplar salteño, en un momento óptimo para ser disfrutado!  

Si todas estas propuestas no son suficientes, o prefieren un clásico vino mendocino, no dejen de leer la nota ¡Feliz, Día, Malbec! (del año pasado, con ocho recomendaciones imperdibles).

¡Hasta la próxima copa!

(*)Sommelier y docente – robertocolmenarejo@hotmail.com

Preguntá en Goulu y en Catar SRL por estos vinos recomendados.

 

Comentarios

LAS MÁS LEÍDAS